El delivery de alimentos en Chile se incrementó un 69.7% en 2020, comparado con 2019

Desde el año 2020 la tecnología irrumpió con más fuerza en el día a día de las personas. Teleconferencias, homeoffice, educación a través de internet y muchas otras interacciones sociales pasaron a estar mediadas por una pantalla como consecuencia de la pandemia mundial del Covid19.

Estas herramientas tecnológicas permitieron que la sociedad pudiera afrontar la pandemia con menos dificultades y en la medida de lo posible, seguir desarrollando sus actividades diarias.

Una herramienta importantísima han sido las app de entrega a domicilio, las cuales permiten que todas las compras del hogar puedan hacerse sin tener que salir de casa y respetando las medidas sanitarias de rigor.

Esto explicaría cómo en Chile, durante el año 2020, el delivery de alimentos preparados y listos para su consumo aumentó en un 69,7%, manejando cerca de 820 millones de dólares según estimaciones de Euromonitor, lo que significa que de las ventas del rubro gastronómico, el delivery pasó de representar el 9,4% del total de ventas del 2019 a un 23,9% durante el 2020.

La comida nos conforta, y durante estos tiempos de stress el poder contar con nuestro platillo favorito puede ser un gran alivio. Las app de delivery ponen a disposición de los chilenos todo un universo culinario que abarca la cocina francesa, italiana, latina, asiática, americana, vegetariana y por supuesto nuestra gastronomía nacional. Entre los favoritos de los chilenos para pedir a domicilio se encuentran el sushi, las pizzas, y por supuesto las hamburguesas, uno de los platos más pedidos en el país y que ha aprovechado este boom para ofrecer nuevas opciones, como hamburguesas completamente vegetarianas o veganas para quienes adhieren a este estilo de alimentación. Por su parte, para aquellos que prefieren preparar comida en casa, también existen opciones de delivery según sus necesidades, ya sea comida congelada, semi preparada o los ingredientes para cualquier receta casera que podamos desear.

Todas las opciones se han beneficiado, y en muchos casos tanto los restaurantes como los empleados han podido seguir trabajando gracias al delivery, una industria en crecimiento que contribuye a mantener activa la economía del país mientras juntos atravesamos estos tiempos difíciles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + diecinueve =